4 planes esenciales para el viajero relajado

Como buenos viajeros a todos nos gusta exprimir cada segundo de nuestro tiempo conociendo, aprendiendo y descubriendo  en las ciudades que visitamos, pero, ¿Para que mentir? Son nuestras vacaciones, tambien necesitamos disfrutar sentandonos un rato y observando lo que tenemos alrededor.

En resumen : El viajero cultural tambien necesita un poco de relax

A continuación te proponemos diversas actividades que pueden ser enriquecedoras y que además te dejaran totalmente relajado y satisfecho.

1.Crucero o paseo en barco por el Moldava

¿Conoceis el moldava? El río Moldava no solo divide el Castillo de Praga y Malastrana de la Ciudad vieja, el barrio judio y la ciudad nueva, sino que tambien pasa por las Regiones de Bohemia central y meridional y por supuesto, cruza el puente de Carlos.

El río moldava ha sido fuente de inspiración de diversos artistas, entre ellos David Cerny (El escultor más emblemático de Praga) y el compositor Bedrich Smetana, el cual le dedico un poema en su obra “mi patria”.

Dos maneras de conocer el Moldava desde dentro :

  • Por la mañana : Descubre el moldava a plena luz del día, conoce las curiosidades sobre la gran inundación que dejó el muro de John Lennon buceando y pasa por los canales a los que solo tienen acceso los barcos pequeños.Es decir, vive la venecia de Praga.
  • Por la tarde-noche : Para viajeros a los cuales nos gusta disfrutar de la cerveza, la comida y las vistas a la vez.Subete al crucero, relájate y disfruta de las vistas de la ciudad de Praga al anochecer.

2.Teatro negro

Esta recomendación es especial para los viajeros curiosos.El teatro negro es creatividad, psicodelia, color y sobretodo placer visual. Coge asiento en el teatro y deja que todo surja, los actores, los cuales son unos artístas maravillosos, te dejarán con la boca abierta.No creo que veas algo igual en tu vida.Es sencillamente único. Ah! Por cierto, puedes pedir bebidas en el mismo teatro para disfrutar de la obra cerveza en mano.

3.Monte de Petrín

Con una altura de 140 metros sobre el nivel del río, el Monte Petřín es uno de los mejores puntos de la ciudad para sentarse y disfrutar de las vistas.

La parada de tranvía en la que te debes bajar es ”Ujez” y desde ahí puedes subir andando y sentarte en la hierba o coger el funciular (Con tu billete de transporte público) para alcanzar la cumbre y visitar la torre eiffel de Petrin, la cual se construyó dos años despues de la original y es mirador más alto de Praga.

Subir a la Torre de Petrin tiene un pecio aporximado de 200 czk (8 €)

4.Concierto en la casa municipal

¡Viajero amante de la música clásica, estás donde querías estar!

En cuanto a este tema (Habla una música) recomiendo principalmente reservar los conciertos de la casa municipal, pues son los conciertos más profesionales de Praga, en concreto me encantó ir a ver a orquesta de cámara Orquesta Sinfónica Dvořák interpretando obras de Pachelbel, Mozart y Vivaldi en Praga, cerré los ojos y al abrirlos era otra persona, sencillamente es magnífico.

Location